Alejandro Gándara - web personal

Noticias

Etiquetas: Exposición, ECH

[Imprimir]

Compartir: añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  añadir a meneame 

Exposición "Objetos no cuantificables"

13/4/2010

Qué: Exposición "Objetos no cuantificables".

Cuándo: 23 de abril, de 19.00 horas a 00.30 horas.

Dónde: en la ECH, Calle del Oria 13.

Quiénes: Todos los interesados.

Cuánto: Gratis.

En este 2010, el novelista turco Orhan Pamuk inaugurará en Estambul el "Museo de la Inocencia", una colección de objetos recogidos a lo largo de su vida y que representan, oblicuamente, acontecimientos importantes para él.

El asunto estriba en lo oblicuo, es decir, en que no se trata de objetos literales y metonímicos con la experiencia (como, por ejemplo, un anillo de boda en relación a un matrimonio, o un pañalito de bebé en relación a un nacimiento), sino de objetos que sustancian -más allá de los sentidos (sin excluirlos en absoluto), de la explicación, los discursos y las instantáneas biográficas- sucesos fundamentales en la conformación del carácter y la identidad de un individuo.

Ilustraciones de ello pueden encontrarse en la novela de Pahmuk ("El museo de la inocencia", Mondadori). Seleccionemos ésta:

Un hombre que está a punto de casarse se enamora perdidamente de una pariente lejana. En su primer encuentro amoroso, una luz amarilla brilla por todas partes. Al abandonar el lugar del encuentro, el hombre descubre un jarrón amarillo en una tienda y lo compra arrastrado por un impulso que no descifra del todo (o que no descifra en nada, suponiendo que haya algo que descifrar).

Este jarrón es el que pasará a formar parte del museo. Su conexión con la experiencia es fundamental, desde luego, pero también indecible, misteriosa: o sea, oblicua.

En el marco de La Noche de los Libros, la ECH se propone llevar a cabo una exposición colectiva con el título de "Objetos no cuantificables", aportando objetos relacionados con nuestra vida de esta manera, abriendo el espacio a todos los interesados en participar.

No hay mucho más que informar. Parte del ejercicio de representación museística consiste en desentrañar qué clase de objetos son esos y en buscarlos en nuestro baúl de los recuerdos y en nuestro baúl de verdad (que puede ser un desván o una mesita de noche).

El objeto irá acompañado de un sobre, sin remitente, anónimo, en el que se suministra la historia que le corresponde. En el caso del jarrón amarillo, la historia consistiría en el encuentro amoroso secreto y culpable, el papel de la luz amarilla y el impulso de comprar el jarrón.

A fin de que nadie pueda conocer al dueño y autor de lo expuesto, los objetos se entregarán en envoltorios muy convencionales (bolsas de basura estarían bien) e inidentificables. (Los egomaníacos, narcisistas o simplemente deseosos de que el mundo los conozca, podrán poner su nombre).

Es necesario que los objetos sean entregados antes del 15 de abril 2010. (Aunque también se recibirá a quienes lleguen el mismo día de la inauguración con su objeto en mano y podrán sumarlos a los expuestos).

Os esperamos. Para más detalles, no preguntar a nadie.

© 2008 Alejandro Gándara

Tres Tristes Tigres